Estimulación motriz para bebés

Estimulacion motriz

La estimulación motriz en los bebés les aporta beneficios que los ayudan en su desarrollo motor. Estos estímulos pueden ser de dos tipos:

Estimulación motriz para bebés
  1. Desarrollo motor grueso
  2. Desarrollo motor fino

La estimulación motriz se entiende como el área que tiene que ver con el control de los movimientos del bebé, así como con el desarrollo adecuado de su coordinación.

La estimulación motriz le brinda al bebé esas herramientas que necesita, para que en un futuro logre tener un buen manejo de su cuerpo.

¿Qué es estimulación motriz?

La estimulación motriz se define como el control adecuado de los movimientos del bebé mediante ejercicios, que estimulan los movimientos dándole al niño autosuficiencia en esta área.

Estimulación motriz para bebés

Cada niño tiene su propio ritmo de aprendizaje y hay que respetárselo, aunque se le puede ayudar a desarrollar ciertas habilidades a través de ejercicios donde se trabajen ambas partes del cuerpo (arriba: cabeza, cuello, brazos, manos, dedos. Abajo: cintura, piernas, pies, dedos, tobillos) por igual.

Cada ejercicio debe hacerse con mucho cuidado, sin forzar al bebé y seleccionando con cuidado el momento idóneo en el que el bebé esté más descansado o dispuesto para prestar atención.

¿Para qué sirve?

Cada ejercicio tiene una finalidad concreta, por lo que hay que saber cuál o cuáles son esos ejercicios apropiados para estimular al bebé.

Estimulación motriz para bebés

En cada edad se debe aplicar el ejercicio adecuado, hay ejercicios que se aplican para estimular la parte alta del cuerpo del bebé (cabeza, cuello, brazos, manos y dedos) y otros que son adecuados para la parte baja del cuerpecito del bebé (cintura, caderas, piernas, tobillos, pies, dedos).

Más Ideas para tu Baby Shower:  Frases para una invitación a baby shower de niño

¿Cómo se hacen?

Dependiendo de la edad del bebé se aplican los ejercicios, a continuación se describen algunos ejercicios para cada edad del bebé:

  • Para bebés de 2 a 4 meses:

Para fortalecer el tronco:

Se coloca al bebé boca abajo en una pelota grande (de Pilates o una pelota de playa inflada) la cual se  balancea para los lados, así se fortalecerá el tronco.

Mantener el equilibrio:

Se puede poner un juguete delante para estimularlo a que quiera agarrarlo.

Fortalecer el cuello:

Se coloca al bebé sobre una cuña boca abajo y mientras juega con algún juguete, se le pasa la mano por la espalda, ya que estos estímulos en la espalda hacen que el bebé levante la cabeza.

Estimulación motriz para bebés

Boca abajo se pone un rodillo debajo del pecho del bebé, se le sujeta de las piernas hacia delante y hacia detrás, semejando jugar a la carretilla.

  • Para bebés de 3 meses

Ejercicios de rodado:

Tumbar al bebé boca arriba y levantar el brazo sobre el que se va a girar, cuando ya se ha practicado varias veces con un juguete, se estimula al bebé para que él solito voltee y agarre el juguete.

  • Para bebés de 4 meses

Fortalecer la espalda:

Sobre una cuña boca arriba sujetar de las manos y ayudar al bebé a sentarse, dejando que el bebé ejerza fuerza para subir.

Comprobar que sujete bien la cabeza al levantarse, cuando ya no le cueste mucho se hará el ejercicio sin cuña, directamente tumbado en una superficie plana.

Aprender a sentarse:

En este ejercicio se sostiene el brazo sobre el que el bebé se va a inclinar, el mismo debe estar un poco doblado y ayudarlo a sentarse apoyando el codo en el suelo y volteando un poco hasta que el bebé logre sentarse.

  • Para bebés de 6 meses:
Más Ideas para tu Baby Shower:  ¿Cuáles son los tipos de estimulación temprana que ayudan al desarrollo pleno de tu bebé?

Favorecer el arrastre:

Se coloca un juguete cercano al bebé y se le impulsa un poco, empujándolo de las nalgas para que se acerque a cogerlo.

  • Para bebés de 7 meses:

Estimular el gateo:

Establecer un patrón cruzado entre dos personas (una delante y otra detrás) y hacer el movimiento de gateo, para que el bebé lo imite.

  • Para bebés de más de 7 meses:

Reforzar el gateo:

Cuando ya el bebé gatea se puede jugar a los túneles (un túnel se puede hacer con sillas, sabanas, etc) pasando por dentro y se pueden poner obstáculos como por ejemplo; juguetes o almohadones.

  • Para bebés de más de 9 meses

Ejercicios de marcha:

Usar una hilera de sillas para que se apoye, también sirven un banco o un mueble bajito que le sirva de sostén, otra opción es que el bebito se sostenga en una pared para dar sus primeros pasos.

Ejercicios para caminar:

Se puede agarrar una sábana y pasarla por su pecho para favorecer la marcha.

  • Para bebés de más de 12 meses

  Camina en equilibrio: Cuando ya los bebitos andan solos, se pueden hacer circuitos para que al andar esquive juguetes o almohadones.

¿Qué beneficios tiene?

Dentro de los beneficios que aportan los ejercicios por estimulación motriz, están:

  • Favorece el desarrollo y potencia de las funciones cerebrales de los bebés
  • Determina las condiciones fisiológicas, educativas, sociales y recreativas
  • Estimula el proceso de maduración así como de aprendizaje en la intelectualidad, afectividad y psicomotricidad.
  • Induce al bebé a la curiosidad y a la observación, entre muchos otros.